jueves, 21 de febrero de 2013

Guillermo del Toro crea una pequeña obra maestra


Una historia escalofriante


Mamá no podía empezar mejor. Dos niñas desaparecen en el bosque el mismo día que su madre es asesinada. Cinco años después son rescatadas y empiezan una nueva vida; pero... ¿Quién las ha cuidado durante esos años? ¿Como les ha afectado la soledad?. Su nueva familia, su tío Lucas (Nikolaj Coster-Waldau) y su novia Annabel (Jessica Chastain) las acogen en su casa y pronto empiezan a preguntarse si no se han traído a alguien más, dispuesta a todo para que no le quiten a las niñas.
Muschietti arranca la película de una forma magistral,creando una atmósfera inquietante. Aunque, como suele suceder en estas películas, lo que es insinuación y atmósfera se transforma enefectos especiales y ruido, y la cosa decae bastante, remontando al final. Sin embargo es una película interesante gracias a esa atmósfera y a unos estupendos intérpretes.

Las niñas son, sin duda, lo mejor de la película. Las hermanas Victoria (Megan Charpentier) y Lilly (Isabelle Nélisse), son nuestro punto de unión con el ser fantasmal y realizan una magnífica actuación, consiguiendo inquietarnos.
Mención aparte merece el actor Javier Botet, un experto en expresión corporal que ya interpretó a Mamá en el corto de Muschietti y que aquí repite el papel consiguiendo asustarnos más que cuando los efectos digitales cobran protagonismo.
En fin, una película muy entretenida, con momentos de mal rollo y buenas interpretaciones. Pero que nos deja con la impresión de que podría haber sido mucho más terrorífica e inquietante.

No hay comentarios:

Daily Calendar

Loading...